martes, 21 de abril de 2009

Un trocito de alfombra roja para Pequeñas Culpas en el Festival de Cine de Málaga.

Cuando el silencio reina en una sala oscura mientras en la pantalla se proyecta una obra tuya por la cabeza se te pasan mil ideas ¿se estarán aburriendo?¿por qué puse ese plano en lugar de aquel otro que se quedó en la papelera de reciclaje?¿Cuándo salga me señalarán con el dedo? Esos minutos cree uno que son eternos, pero Pequeñas culpas dura lo que dura, 8 minutos. Y al final respiramos aliviados, la proyección ha ido a las mil maravillas y la gente aplaude, no suenan abucheos, menos mal. Son las inseguridades propias de aquel que expone su trabajo ante el público que siempre es soberano para expresar sus opiniones. Pero antes de la proyección ocurrieron más cosas.

Desde años atrás he acudido en diversas ocasiones a las proyecciones de Videocreación y he de decir que ha mejorado bastante en organización. Hay una mayor atención hacia los trabajos y hacia las personas implicadas en su realización. Aunque la sala del Centro Cultural Provincial es más pequeña que la sala Albéniz 1, pero la calidad de la proyección es mucho mejor en imagen y sonido. Antes de entrar a ver los cortos, se realizó una rueda de fotografías a cada uno de los participantes y ahí estuvimos nosotros poniendo la mejor de las sonrisas. Una pena que nos estuviéramos todos, pero el horario no era el más propicio por los compromisos laborales de cada uno. Son detalles que dan cierto empaque a este tipo de citas, incluso lo de hacer subir a cada uno de los directores para que agradeciéramos públicamente a aquellos que trabajan en los cortos. No pude remediar acordarme de la carne en salsa de almendras que comimos el día del rodaje y el vino de Frigiliana que más de uno se sirvió en repetidas ocasiones.
Con todos estos aspectos me parece interesante que se reivindique la producción malagueña, que seguro que con este tipo de actividades anima a las producciones a ser cada más competitivas y aumentar su calidad.

La expedición nerjeña contó con el calor de amigos y familiares. Además contamos con un infiltrado dentro de la organización. Oli trabaja dentro de la productora Andale Films, encargada de la organización de las veladas en torno a la producción videográfica malagueña. Por otro lado, hemos realizado entrevistas para algunos medios como Onda Azul, la tv municipal de Málaga y en el diario Sur del martes 21 de abril, para ilustrar la jornada de videocreación, utilizaron la fotografía de Pequeñas Culpas (que realizó en su momento Jorge Urbano). Con esto logramos que nuestro corto tenga cierta repercusión.

Así que más que contentos con la experiencia, respirar el ambiente del festival de cine de Málaga desde sus propias entrañas, ver cómo la ciudad se redecora con paneles por calle Larios que la convierten en un espacio expositivo al alcance de todos los transeúntes (no estaría mal en Nerja ese tipo de instalaciones para lugares como calle Pintada o el Paseo del Balcón de Europa), vivir por unas horas cómo es eso del cine y sus actos glamurosos, aunque sea a una escala muy pequeñita. Nosotros lo disfrutamos con intensidad.

Para aquellos que no estuvieron, desde la organización se está elaborando un blog con el que se cubre todo lo que ocurre en alrededor a la Videocreación en Málaga, pincha aquí para acceder. También hay una página en Flickr con las fotografías que he utilizado en esta entrada

3 comentarios:

Atir dijo...

Yo estaba también atacadita, atacadita, con los dedos cruzados para que sonara bien, se viera bien, no se atrancara el dvd... Pero al final salió todo perfecto y fue una tarde muy especial para mí que seguro voy a recordar. Lo pasamos en grande todos los que pudimos desplazarnos a Málaga esa tarde. Ojalá tuviéramos que ir también el viernes, pero eso ya es otra cosa.

Angel M Rodriguez, un gato de Carabeo dijo...

Enhorabuena por la selección de tu corto y el éxito de la proyección. Ya en el estreno se vió un producto muy bien terminado.
Por lo demás, gracias por la parte que me toca, pues el corto y su promoción no deja de ser una publicidad muy buena para Nerja y Frigiliana. Lástima que no hubiésemos mas contigo, en la proyección.

exterminius dijo...

Me hubiera gustado ir al Photocall, firmando autografos y explicando mi metodo stanislaski, como se construyen personajes, interiorizandolos, transmitiendo sentimientos, haciendolos propios y sacándolos fuera...desgraciadamente el trabajo no me dejó asisitir.