domingo, 28 de marzo de 2010

Érase una vez un escritor en La Ermita...

Cada 15 días, en la edición adaluaza dominical del periódico El País, el escritor granadino afincado en Nerja Justo Navarro escribe una columna de opinión en la que ofrece su  mirada sobre la actualidad y el estado de las cosas en nuestra región.


En numerosas ocasiones su punto de partida en el análisis se aplica a  nuestro pueblo para mostrarlo como un ejemplo de usos y costumbres de la sociedad andaluza en este comienzo de siglo. Así sucede en el artículo de este Domingo de Ramos y que de una forma bastante apropiada para estas fechas se llama "Soy católico". Creo que en el texto se plantea un debate más que interesante sobre los "privilegios" de los que goza la Iglesia Católica en nuestra sociedad. Todo parte del simple gesto de asomarse al balcón.

Os invto a que leáis aquí dicho artículo, que creo puede generar un intercambio de opiniones.

3 comentarios:

Ángel Mª Rodríguez dijo...

Bueno, destaca pareceres que son entendidos y pueden ser compartidos. El tema de sonidos/ruidos molestos no sólo se atañe a la religión (que también tendría que pensarse por qué se les permite a unos y no a otros), sólo hay que pensar en los vecinos de la Tutti Frutti.
El tema de los aparcamientos también es extensible a todo el municipio. Y, por supuesto, el de los favoritismo del grupo de gobierno también abarca a todo el municipio y a sus cuentas (Casa hermandad y Casa del Buen Samaritano).
Sin embargo, en cuanto al tema religioso, no coincido con el escritor: a pesar de mi agnosticismo, cuando me entero de alguna cosa de estas siempre exclamo "Por Dios ..." ;)

Un saludo

Anónimo dijo...

yo aparco, 2 minutos en cualquier sitio, de descarga, y la policia me echa a "patadas", y las monjitas, q , si, o no se, parece buenas hermanas,se supone, pueden aparcar el coche encima de la cera, no lo veo bien, la unica manera de verlo bien, seria, q cuando la acera se rompa, perdirle explicaciones a ellas, y q pongan algo de dinero, pa arreglar las aceras...
No solo aparca alli, las monjas, sino, villasclara, q tiene un negocio alli, otro mas, etc.... lo veo injusto, yo nunca he aparcao, pero seguro q aparco, y a los dos minutos, estan denunciadome por peligro publico...
Las campanas de la iglesia, me parece buena idea, y me gusta como esta quedando ultimamente la ermita en cualquier fiesta religiosa, por ejemplo antes no habia misa todos los sabados y ahora si, q menos que eso, por la patrona de nerja...

Y por sacar otro tema, q le queda a la residencia de las hermanas del buen samaritano,, tantas subvenciones, tantos gastos, tanto vale eso, en fin yo creo q algo nos olcultan... cuando van a dar numeros a todos los nerjeños, como es su obligación... creo yo, algo q se hace con subvenciones publicas...

ELA dijo...

Ayer lei el articulo a traves del enlace de esta página, y hoy he ido a la biblioteca y efectivamente estaba llena de coches y tambien de motos, pero tambien había ninños jugando, que es lo que deben hacer, pero lo que no es normal esque desde dentro de la biblioteca se escuche a los niños, se escuchen los coches del mercadona y en otras muchas ocasiones la música de la sala de exposiciones, ¿es que no hay manera de insonorizar la biblioteca? puedo decir que he estado en unas cuantas bibliotecas y nunca he escuchado ni un ruido del exterior, ¿porque en la nuestra si?
Espero que nadie piense que estoy en contra de que los niños jueguen ahi, de hecho yo he jugado mas de una vez en esa plaza. Aunque ya sería dificil jugar sin darle a un coche con la bici o la pelota o simplemente corriendo al pilla pilla. Pero a lo que iba, que nos hace falta una biblioteca en condiciones, que como se ha podido ver hoy somos muchos los que demandamos lugares para leer o estudiar tranquilamente.